Al igual que Lonzo, Stephen Curry conoce la presión de tener un padre famoso

Stephen Curry ha visto las estadísticas de Lonzo Ball. Igualmente ha escuchado todas las críticas dirigidas al novato.

Un fiasco. Sobrevalorado. Suave.

“Todo eso es comedia”, afirmó Curry entre risas.

La superestrella de los Warriors se rió porque puede recordar experiencias similares en un periodo durante su propia carrera, aunque bajo un escrutinio mucho menor.

Debido a los altos perfiles de sus padres, tanto Curry como Ball han debido lidiar con expectativas mayores durante sus carreras. Dell Curry es un veterano con 16 años de servicio en la NBA y era dueño de uno de los mejores saltos en el baloncesto. LaVar Ball es una figura excéntrica quien ha llegado a límites astronómicos para alardear de sus hijos.

Si bien Curry dice que su padre estuvo activo pero de manera discreta en su desarrollo como jugador, también afirma que “puede identificarse” con lo que actualmente vive el novato de los Lakers.

“En mi segundo y tercer años de secundaria, había cierta presión extra debido a quién era mi papá”, dijo Curry. “Y sentía que todos criticaban cada movimiento mío en la cancha, y no estaba siendo reclutado. Siempre jugaba para ser reconocido por los entrenadores. Siempre tuve presión sobre mi. Cada vez que uno falla un tiro, la multitud enloquece, y es debido a tus fallas solamente, no por las de nadie mas. Las secciones de porristas de las secundarias me la dedicaban y fastidiaban durante todo el partido. Incluso en la universidad era igual. Te afecta un poco. Debi pasar por todo ello”.

“No obstante, al final del día, me enseñé a mi mismo como tener sentido del humor al respecto y comprender que viene con el territorio de jugar el mismo deporte que jugó mi papá, y lidiar con ello de esa forma. (Lonzo) no puede permitir que lo que la gente diga le moleste”.

“Que lo utilice como motivación”.

Curry concedió que aun busca brillar hasta el día de hoy, lo cual no son buenas noticias para Ball y los Lakers este miércoles cuando se enfrenten a los Warriors por primera ocasión esta temporada. En febrero, cuando Ball aún era novato en la UCLA, LaVar Ball expresó que su hijo era mejor que el dos veces Más Valioso de la NBA.

Curry ha dudado en responder al mayor de los Ball, en gran medida a que él entiende cómo se sentiría si un jugador lanzara un dardo verbal a su padre.

“Sé lo que dijo su papá, pero quiero ser respetuoso”, expresó Curry a ESPN recientemente, tras hacer una pausa en busca de las palabras correctas. “Al final del día, si mi papá dijera algo loco, tendría que pensar al respecto de cierta forma, pero no sé que haría o como reaccionaria. Tengo mucha sensibilidad a la hora de hablar de la familia de alguien. No quiero irrespetar a nadie. Su papá tiene un micrófono al lado en todo momento, y él dice ciertas cosas. Lo dejaré así”.

Sin embargo Curry, quien descansó en el partido del lunes ante los Kings debido a una lesión en su mano derecha, reconoció que atacará a Ball cada vez que se enfrenten. Afirmó que eso forma parte de su naturaleza agresiva.

“Cuando se juega contra hombres en mi posición cada noche, eso ocurre de forma natural cuando se está en la cancha”, indicó a ESPN. “Es la misma forma en la cual otros tratan de enfrentarse en el poste y van hacia mí en ciertas situaciones, ese toma y dame. Ocurre. Es igual conmigo. Yo quiero saber si alguien es real o no en la cancha. Cuando se torna personal, tiene que ver con los orígenes y todo eso, es cuando el baloncesto se torna en algo demasiado serio. Al final del día, todos intentamos conseguir los mismos objetivos. Por ende, no necesito tener un impulso extra en ese departamento”.

La llegada de Curry no se produce en el momento más oportuno para Ball. El nuevo rostro de los Lakers está tratando de adaptarse a las presiones y escrutinio que han surgido en gran medida debido a la campaña promocional de un solo hombre llevada a cabo por su padre. El segundo seleccionado en el draft de junio pasado está reboteando (7.3 rebotes por partido) y distribuyendo (7.1 asistencias por encuentro) bien, pero sus promedios de 8.7 puntos por partido y 30.9 por ciento de encestes han sido decepcionantes.

Aparte de las criticas derivadas por su falta de producción, la forma de lanzar de Ball (un movimiento alargado que le da tiempo a los defensores para recuperarse e intentar disputar o bloquear) ha sido objeto constante de burlas y críticas.

Kevin Durant, quien entrenó con Ball en varias ocasiones durante el verano, expresó a ESPN que Ball no debería cambiar su forma de lanzar.

“Jugué con Kevin Martin”, indicó Durant. “Kevin Martin tenía un lanzamiento extraño y quizás un poco más desde la cadera que Lonzo. Si eres efectivo en la cancha de baloncesto, se puede tener un tiro o movimientos poco ortodoxos o lo que sea. Uno puede seguir siendo efectivo y jugar bien. No es solo su tiro, es el hecho que debe tener confianza en su lanzamiento, y creo que eso viene con la práctica”.

“Estamos analizando todo en demasía, obviamente”, dice Curry, moviendo su cabeza en señal de incredulidad.

Curry atribuye sus ocho años de mejoría en la NBA a la repetición. El jugador, que llegó a la Liga como séptima selección del draft 2009, indica que nadie fuera de su familia, el ex Gerente General de los Warriors Larry Riley y el ex entrenador de los Warriors Don Nelson se lo imaginaron como All-Star o jugador franquicia.

“Si pude superar las expectativas, ciertamente (Lonzo) también puede”, expresó, agregando que “los críticos forman parte del deporte” y que aún debe tolerar insultos de manera regular incluso cuando prospera en la cancha.

Antes del inicio de temporada, el alero novato de los Suns Josh Jackson describió a Curry como “pequeño y poco atlético”. Si bien Jackson aclaró después cuál es su definición de cualidades atléticas, Curry tuvo sentimientos encontrados sobre el comentario.

“Ese es otro que asumí con sentido del humor”, dijo Curry a ESPN. “Primero, tengo cierto afecto por Josh porque lo conozco bien. Acudió a mi campamento. Usamos la misma marca (Under Armour). Lo conozco muy bien, por lo que sé que quizás sus comentarios fueron mal interpretados con respecto a su definición de habilidades atléticas… Al final del día, veremos qué pasa en la cancha. Se dirán cosas de uno. Cuando se está en la cima, cuando se gana un campeonato, la gente siempre dirá algo. Nunca se detiene…”.

“Ahora que estoy en la Liga y soy exitoso, solo se habla de mi crianza, per se”; dijo. “Es diferente a la de otros jugadores de la NBA. Y eso está bien porque, obviamente, así se me crió, y no lo cambiaría por nada. Tuvimos que trabajar duo. No se me dio nada porque mi papá jugó en la NBA. Se cree que cada hijo de un jugador de la NBA terminará en la NBA. Es una especie de motivación extra, realmente, para hacer lo que hago”.

El miércoles, Ball muy probablemente recibirá lecciones personales por parte de Curry, quien ansía conocer y conversar con el novato. No obstante, Curry dice no tener planes de hablar con LaVar Ball a menos que se produzca la oportunidad. Insiste que no tiene hostilidad alguna hacia la familia y desea que Lonzo alcance todo su potencial.

“Debe ser él mismo”, dice Curry. “Eventualmente, entenderá las cosas. Esta Liga se trata de hacer ajustes. Estoy confiado en que demostrará a su debido momento lo equivocados que están muchos”.

 

 

Fuente: espn

En el Terreno de Juego

Redacción de prensa de En el Terreno de Juego. Noticias y análisis del mundo deportivo. #SoydelTerreno #enelterreno #MLB #NBA #LIDOM #deportes. Puede seguirnos en las redes sociales TW: @enterrenojuego IG: enterrenojuego Facebook: En el Terreno de Juego G+: plus.google.com/+Enelterrenodejuego http://www.youtube.com/c/Enelterrenodejuego